lunes, 13 de mayo de 2013

El significado de namasté


En algunos círculos, en especial los relacionados con Yoga o estudios tradicionales orientales, es muy habitual escuchar como saludo o despedida la palabra “Namasté”, este post es para centrar su significado y uso correcto.

Namasté es de origen hindú, concretamente del sur de la India sobre todo de las provincias de Kerala y Tamil Nadú, procede del sánscrito y su significado literal es “te reverencio”, (namas=reverencia te=a ti).

Evidentemente la palabra namasté ha trascendido su origen y actualmente esta ampliamente extendida en toda la India y en países con cultura o tradiciones budistas y como antes comentábamos se ha extendido en occidente en los círculos relacionados con Yoga o estudios tradicionales orientales.

Sin embargo, la palabra no es importante en el sentido esotérico, lo es mas la mudra, la postura que se utiliza para pronunciarla. La mudra adecuada para el saludo o despedida con namasté es concretamente las palmas abiertas y juntas, sobre el pecho o barbilla (en algunos lugares encima de la cabeza) y mientras se pronuncia la palabra namasté se inclina ligeramente la cabeza.

¿Y por que es importante la mudra?

El hinduismo considera que la mano derecha es el asiento de los pies de la divinidad, y la palma izquierda representa el cuerpo espiritual del devoto, la mudra pues, representa la unión entre la espiritualidad del ejerciente a la unión de todos los demás devotos a los pies de la divinidad. La inclinación de cabeza es una señal de respeto al contertulio o al saludado.

A lo largo del tiempo, los sincretismos que somos tan aficionados en occidente, han volcado en la palabra namasté extensos significados, uno de los mas largos es: “Yo honro ese lugar en ti en donde habita el universo entero, yo honro ese lugar en ti que es un lugar de amor, de verdad, de luz. Y sé que cuando tú estás en ese lugar dentro de ti, y yo estoy en ese lugar dentro de mí, tú y yo somos uno solo.” No hay que ser muy inteligente para darse cuenta, sin saber idiomas que una sola palabra no puede significar lo mismo que ese párrafo tan completo.

Se confunden pues significado con interpretación, el significado pues es “te reverencio” y la interpretación, evidentemente es libre.